Gartner apuesta por cloud, social, movilidad y big data para 2013

Gartner apuesta por cloud, social, movilidad y big data para 2013

Gartner define The Nexus of Forces como la convergencia e interdependencia de cuatro tendencias fundamentales: cloud, social, movilidad y  big data (grandes cantidades de datos transformados en información útil). La dependencia entre estas fuerzas está transformando el comportamiento de los usuarios y creando nuevos modelos de negocio.

Cloud, ofrece nuevas formas de proporcionar servicios industrializados en una cadena de valor en la que el IT es solo una parte. Gartner define cloud computing como un estilo de computación donde se ofrecen, de forma escalable y elástica, capacidades de IT, utilizando tecnologías de Internet. Estas capacidades ofrecidas varían desde la simple infraestructura (IaaS) hasta los procesos de negocio (BPaaS). El mercado de los servicios en public cloud (LINK) crecerá a un ritmo del 19% anual, hasta los 117.000 M$ en 2016, aunque por entonces todavía supondrá sólo el 3% del gasto total de IT. En 2011 el mayor crecimiento correspondió a Infraestructura como Servicio (IaaS) con un 41,7%. El 80% de las compañías utilizan servicios en cloud de una u otra manera, con el 90% de ellas usando el modelo de pago por suscripción.

El modelo social maximiza la colaboración y aporta un cambio de paradigma en el comportamiento de los usuarios y las comunidades en que trabajan. El cambio de paradigma desde diversos ángulos con epicentro en “lo social” es importantísimo. No solamente ha cambiado la forma en que las empresas se relacionan con sus clientes, sino cómo los consumidores se relacionan entre sí, se agrupan en comunidades para formar un ecosistema que ha influido hasta en la cultura organizacional y de dirección de las compañías.

Los consumidores actuales son mucho más cercanos a las tecnologías y tienen un poder de decisión, información e influencia que nunca antes hemos visto. Por ello las tecnologías sociales son ya parte intrínseca de las empresas y de las personas y están aquí para quedarse. En 2015 habrá más de 10 compañías multinacionales que gastarán más de 1000 millones de Euros en Social Media. Los procesos de negocio (BPM) están evolucionando y el parámetro social está ya en el centro de muchos de ellos. Desde la incorporación del feedback de cliente en un CRM hasta la incorporación de sus gustos en el diseño de un nuevo producto. Pero no sólo eso, la sociedad está evolucionando hacia un modelo cada vez más social e integrado donde las tecnologías tendrán un papel clave.

La movilidad ofrece otro canal de acceso a las aplicaciones y a los datos y al mismo tiempo habilita al usuario el acceso a través de múltiples dispositivos. Los dispositivos móviles han provocado el mayor cambio en la forma de vida de las personas desde la revolución del automóvil, pero también ha tenido efectos secundarios: ha cambiado en dónde trabajar y cómo emplear el tiempo; su adopción masiva ha requerido nueva infraestructura; se han creado nuevas formas de negocio; y también ha amenazado el statu quo de las TI.

El apetito de movilidad por parte de los usuarios de TI crece cada día. En 2016 habrá en el mercado más de 1.600 millones de smartphones y se descargarán más de 300.000 millones de aplicaciones (apps). También en 2016 un 50% de los dispositivos utilizados en las empresas serán de los usuarios (Bring Your Own Device, BYOD).

En 2016, dos tercios de los trabajadores tendrán un smartphone y el 40% de ellos será un trabajador “móvil”. En dos años (2014) el 20% de las organizaciones, tendrán tabletas como la principal herramienta de trabajo de su fuerza de ventas y en 2018, el 70% de los trabajadores “móviles” usarán una tableta o un dispositivo híbrido con las características de una tableta.

Y por último el concepto de big data (información) alterará para siempre la forma en que tradicionalmente la tecnología ha tratado los datos, cualquiera que sea su origen: la metodología de análisis y presentación de datos provenientes de múltiples orígenes, federados y a la vez de forma estructurada y no estructurada, será completamente nueva. El volumen de información a procesar crecerá exponencialmente en los próximos años, siendo, además, los tipos de información a manejar cada vez más diversos y heterogéneos (datos, audio, video, información no estructurada, etc.).

El “Internet de las cosas” hará que miles de millones de dispositivos estén conectados a Internet generando y consumiendo información (se estima que en 2020 habrá 30.000 millones de dispositivos conectados a la red permanentemente y 200.000 millones de forma ocasional). Se requieren nuevos modelos de almacenamiento y procesamiento de la información (big data) y mayores capacidades de procesamiento analítico de la información. Las tecnologías están ya disponibles y las empresas capaces de implementarlas para sus clientes tendrán ventajas competitivas.

La información también es una gran oportunidad para la innovación. El 100% de los CEO que respondieron a una encuesta contestaron “sí” se les preguntó si podían identificar alguna pieza de información que, en caso de tenerla, les permitiría ejecutar mejor su negocio, pero la respuesta sobre cuál sería esa pieza fue de lo más dispar. Esta es una oportunidad de los CEO para identificar qué información es realmente disruptiva para el negocio.

La combinación de estas “fuerzas” revolucionará la forma en que las organizaciones de IT deben responder a estas demandas y a esta gran transformación. Según Gartner, en el 2014, el 20% de los proveedores tradicionales de IT habrá desaparecido.

 

 

Sobre el autor

Gema Esteban y Luis Arévalo

Gema Esteban Garrido: Knowledge Network Director en Telefonica. Luis Arevalo: IT Architect at Telefonica Más artículos del autor »