¿Archivos rebeldes? Bórralos aunque ellos no quieran

Escrito por , 16 de diciembre de 2016 a las 15:30
¿Archivos rebeldes? Bórralos aunque ellos no quieran
Digital

¿Archivos rebeldes? Bórralos aunque ellos no quieran

Escrito por , 16 de diciembre de 2016 a las 15:30

Seguro que te ha ocurrido alguna vez: vas a borrar un documento y te aparece una ventana que dice que no se puede porque está en uso. ¿Cómo es posible? Si has cerrado todos los programas abiertos.

Normalmente, cuando estás trabajando con un archivo o documento, no puedes eliminarlo porque está en uso. De ahí que tengas que cerrar los programas que estás usando en ese momento para borrar dicho fichero.

Pero puede darse el caso que tu sistema operativo no se haya percatado del todo y que te siga diciendo que un archivo no se puede borrar porque sigue abierto. También es posible que aunque hayas cerrado los programas, sigan abiertos procesos en segundo plano, invisibles a nuestros ojos pero que puedes ver en el Administrador de tareas de Windows o en el Monitor de Actividad de macOS.

¿Qué hacer para vencer a estos archivos rebeldes? ¿Cómo hacer entender a Windows o macOS que quieres eliminar un fichero aunque algún proceso en segundo plano lo tenga “retenido”?

Por suerte no eres el primero que se encuentra con este problema, y hay quien ha creado programas específicos para desbloquear esos archivos y mandarlos a la Papelera aunque ellos no quieran. Veamos una selección de los más populares y efectivos.

Eliminar archivos rebeldes en Windows

Antes de recomendarte programas concretos, es conveniente recordar que las versiones más recientes de Windows pueden bloquear archivos descargados de internet por motivos de seguridad. En ese caso, tienes que asegurarte que el fichero en cuestión es seguro, bien con el antivirus que incorpora Windows o con herramientas online de análisis tipo VirusTotal. Una vez has comprobado que el archivo es seguro, para desbloquearlo tendrás que ir a sus propiedades (clic con el botón derecho del ratón > Propiedades) y en la pestaña General, ir a Seguridad y hacer clic en Desbloquear.

Para los demás casos de archivos bloqueados, mi primera recomendación es Unlocker. Aunque su página oficial aparece marcada como desaconsejable por parte de Google, no hay de qué preocuparse.

Unlocker es muy sencillo y lleva muchos años ayudando a desbloquear archivos y borrarlos. En concreto, se integra en el menú contextual para así activarlo haciendo clic con el botón derecho del ratón. Se abrirá una ventana indicando qué procesos bloquean el archivo. Podrás desbloquearlo o, si no funciona, matar el proceso para “liberar” el fichero. Tiene versión normal y portable para usar desde una memoria o stick USB.

Con el sugerente nombre de FileASSASSIN, la firma de seguridad Malwarebytes nos ofrece un desbloqueador y eliminador de archivos rebeldes. Abres el programa, arrastras el fichero bloqueado a su ventana principal y podrás elegir uno de los diferentes métodos disponibles. Rápido y efectivo.

IObit Unlocker es otra solución práctica y gratuita para desbloquear y eliminar tanto ficheros como carpetas rebeldes. Entre sus funciones, además de eliminar tras desbloquear puedes renombrar el archivo o carpeta, moverlo o copiarlo a otro espacio de tu disco duro o a otra unidad.

Eliminar archivos rebeldes en macOS

En macOS no necesitas aplicaciones de terceros. Si intentas borrar un archivo y el sistema te dice que no es posible porque están bloqueados o no tienes permisos suficientes, la solución es ir a la información del archivo (lo seleccionas y pulsas las teclas CMD + i o bien menú contextual Obtener información).

En la ventana que se abrirá a continuación, tendrás que desplegar la categoría Compartir y permisos. Asegúrate que donde indica tu usuario de macOS dice que tienes permiso para leer y escribir ese archivo. Es posible que no puedas hacer lo segundo y por eso no puedes borrarlo. Para cambiar esa opción tendrás que tener derechos de administrador, por lo que tendrás que activar previamente el icono en forma de cerradura para editar los permisos de lectura y escritura.

Otra posibilidad es que hayas mandado a la Papelera algún que otro archivo pero que en el momento de borrarla no puedas porque el sistema dice que esos ficheros están en uso. La primera solución que recomienda Apple es probar a vaciar de nuevo la Papelera pulsando la tecla Opción (ALT).

Si no funciona así, prueba a abrir el Terminal (está en Aplicaciones > Utilidades), escribe el comando sudo chflags -R nouchg seguido de un espacio y arrastra el archivo o carpeta bloqueados al Terminal para que se autocomplete la ruta del mismo. Pulsa Enter, te pedirá tu contraseña, y ya podrás vaciar la Papelera con normalidad.

Imagen | Pexels (Autor: Kaboompics)

anterior artículo

Con esta idea los conductores no tendrían que pasar por la gasolinera

Con esta idea los conductores no tendrían que pasar por la gasolinera
siguiente artículo

Popcorn Time: el ransomware vestido de campaña contra la guerra en Siria

Popcorn Time: el ransomware vestido de campaña contra la guerra en Siria

Recomendados