La banda ancha despega en Europa con Vueling y Movistar

Escrito por , 16 de marzo de 2015 a las 19:40
La banda ancha despega en Europa con Vueling y Movistar
Digital

La banda ancha despega en Europa con Vueling y Movistar

Escrito por , 16 de marzo de 2015 a las 19:40

Vueling y Telefónica acaban de presentar los primeros aviones de una aerolínea europea con banda ancha a bordo. Un arduo trabajo de más de 2 años de investigación y desarrollo han logrado que dispongamos al fin de la más avanzada tecnología de conectividad de banda ancha en un avión

Estamos acostumbrados a tener acceso a internet en cualquier momento y lugar. Te puedes ir de fin de semana al campo y seguirás teniendo acceso a internet. Allá donde viajes, mientras te mueves en coche y prácticamente en cualquier punto del camino podrás acceder a tus redes sociales, chatear y mandar y recibir fotos. Sin embargo aún hoy, seguimos sin poder navegar cómodamente cuando volamos en avión. O bien, la velocidad es baja y cara o simplemente no tenemos esa opción. Aunque el modo avión de nuestros dispositivos móviles esté completamente interiorizado por todos nosotros, hoy en día, esta funcionalidad es un anacronismo en una época en que estar conectados al resto del mundo es fundamental para muchas personas y empresas. Dos o tres horas sin poder navegar, mandar y recibir documentos durante una jornada laboral, es una pérdida de productividad enorme para cualquier profesional y empresa.

Desde hace ya unos cuantos años, aerolíneas de todo el mundo han estado trabajando para ofrecer una conexión a internet en pleno vuelo a sus pasajeros. Y si bien en Europa ya existen varias compañías que están ya ofreciendo este servicio, la realidad es que dista mucho de ofrecer una calidad aceptable para lo que se entiende banda ancha en pleno 2015.

La banda ancha despega en Europa

Conscientes de la necesidad de sus pasajeros, Vueling se puso hace más de dos años a busca una solución para ofrecer este servicio con la mejora calidad posible. Para lograrlo, se alió con Telefónica y juntos han estado trabajando hasta ahora para solucionar los grandes retos tecnológicos que fueron surgiendo durante el desarrollo de este servicio.

Los actores que lo han hecho posible

Vueling es una aerolínea que se caracteriza por buscar la máxima eficiencia en su gestión, por lo tanto, la solución que se debía alcanzar debía cumplir esta premisa. De hecho, la aerolínea, venía de haber cancelado en el 2007 un primer intento de lograr una solución de conectividad en sus vuelos. Así pues, en esta segunda incursión en la conectividad de sus vuelos se aliaron con Movistar para obtener la mayor experiencia posible sobre conectividad y la máxima eficiencia.

Por su parte Movistar, que hace ya unos años apostó por ser la telco digital líder a nivel mundial y referencia en la transformación digital de la sociedad, se ha centrado en ofrecer todo un abanico de productos digitales que aporten un gran valor a sus clientes que necesitan estar siempre conectados.

presentación banda ancha despega en Europa

La conexión a internet en pleno vuelo, es de las pocas situaciones en las que se puede encontrar un cliente de Movistar en su día a día y que a fecha de hoy estaban todavía sin una solución efectiva. La banda ancha en pleno vuelo era una solución que sonaba lejana para los pasajeros europeos, acostumbrados a “desconectar” en vuelo, y por tanto, una demanda latente de mercado.

El resultado de estos casi tres años de trabajo, la mejor solución de conectividad de alta capacidad en Europa. Vueling y Movistar no han sido los primeros en ofrecer internet en vuelo en Europa pero sí que son los primeros en ofrecer una solución tan avanzada y efectiva que busca satisfacer hasta los más exigentes pasajeros.

En que consiste la solución Wifi de Vueling y Movistar

El sistema completo diseñado por Vueling y Telefónica para los Airbus A320 de la aerolínea consta de una antena de radioenlace satélite que permite hasta 60 Mbps de bajada y 10Mbps de subida y su armazón adaptado; 6 antenas interiores que permiten a los dispositivos electrónicos de los pasajeros conectarse a internet; una antena para la conexión con las redes terrestres (las mismas que sirven para conectarnos cuando estamos en tierra por 3G y 4G); una unidad controladora que hace de router y que permite al BUS del avión activar y desactivar las 2 antenas en función de la altitud alcanzada por el avión; un servidor que da acceso a los usuarios a internet. Todos estos elementos están conectados entre sí, por más de 400 metros de cable especialmente adaptado a las estrictas reglamentaciones de la aeronáutica.

ka

Antena de radioenlace satélite Ka

La conexión de banda ancha no se logra con un enlace a un satélite tradicional, sino con un satélite de alto rendimiento o HTS (High Throughput Satellite) en banda Ka que ofrece conexiones con un rendimiento medio 20 veces superior a los tradicionales. En concreto, el satélite Ka de Eutelsat, que es el primero de alto rendimiento que ofrece banda ancha en Europa más allá de la red terrestre.

La más alta tecnología junto con el satélite más avanzado en conectividad permite ofrecer a los pasajeros de Vueling un servicio estable y con la mayor velocidad posible.

Una legislación variable en cada país de Europa

La legislación actual en España exige que ningún tipo de aparato puede conectar vía satélite en tierra salvo si se trata de uso militar. Por tanto, una aeronave civil, tan solo cuando supera los 3.000 metros de altura, tiene permiso para empezar a comunicarse vía satélite. Debido este impedimento, cuando un avión de Vueling se encuentre por debajo de los 3.000 metros, normalmente en las maniobras de despegue y aterrizaje, solo tendrá permitido utilizar la antena terrestre. Una vez superada esta altitud podrá cambiar a la conexión vía satélite. Para solventar este cambio de antenas, entra en juego la unidad controladora que hemos mencionado más arriba. Esta, conoce en cada momento la altitud del avión al estar conectada a la aviónica del aparato y permite permutar entre una antena y otra justo al sobrepasar los 3.000 metros de altitud.

Por otro lado, en otros países de Europa, esta legislación varia, siendo la altura a partir de la cual se puede enlazar con el satélite diferente, llegando incluso a prohibirse en algunos países y territorios para cualquier tipo de altitud. Es por eso, que el software de avión está preparado para según en qué espacio aéreo se encuentre ir cambiando el uso entre las 2 antenas.

 Internet a alta velocidad de la mano de Vueling y Movistar

Para lograr este reto, el equipo de Vueling y Telefónica han tenido que diseñar los componentes para realizar dos modificaciones mayores en los aviones. La primera, la de ofrecer la conectividad en pleno vuelo y la segunda para evitar las interferencias.

Una vez diseñada la solución, el hándicap principal venía del diseño de la estructura para la colocación de la antena Ka sobre el fuselaje del avión. Esta antena, es la que se encargará de estar en todo momento orientada hacia el satélite y por tanto tiene que tener la capacidad mecánica de girar sobre su eje para modificar su orientación en función del desplazamiento del avión. El software de la antena no tiene capacidad de orientación y no sabe por tanto donde se encuentra exactamente, pero el avión sí. La antena, aprovecha esto para conocer no solo dónde está en cada instante sino incluso, conociendo la ruta y la ubicación futura del avión por el plan de vuelo, de adelantarse al desplazamiento del avión y no perder en ningún instante la conexión con el satélite.

antena

El armazón protector de la antena de radioenlace satélite sobre el fuselaje del Airbus A320

Para proteger la antena, una estructura de resina de vidrio se ancla perfectamente sobre la parte superior del fuselaje. Preparada para soportar las ráfagas de aire a grandes velocidades, el impacto de aves y rayos, está también adaptada a las variaciones de presión atmosférica. De hecho, la instalación requiere un trabajo tan preciso que el tiempo total para la instalación de la antena Ka y el armazón es de unos 15 días.

estructura

Armázon protector

Pero cualquier cambio sobre el fuselaje, requiere unos estudios pormenorizados y adaptaciones en todo el avión. Para ello se tuvo que reforzar, no solo la parte interior del fuselaje donde iba instalada la antena sino la parte anterior y posterior del mismo para que pueda soportar sin problemas las fuerzas que incidirán sobre la estructura de la antena.

Por otro lado, esta antena y su estructura protectora, se colocó en el mismo lugar donde estaba colocada la antena de comunicaciones del avión. Esta otra antena, requiere de unas mediciones muy precisas y la más pequeña variación, requiere reconfigurarla, por lo que el trabajo que llevó su reubicación unos metros más atrás, llevó también un extenuante trabajo de recolocación.

El esfuerzo conjunto entre Telefónica y Vueling a permitido ofrecer el servicio más avanzado de banda ancha en Europa en pleno vuelo. Los pasajeros que, una vez se ponga en marcha el servicio de manera comercial, prueben su wifi notarán la mejora radical de la velocidad tanto de descarga como de subida comparado con otras opciones disponibles en otros vuelos comerciales en Europa.

anterior artículo

El pez que nada contra el cáncer

El pez que nada contra el cáncer
siguiente artículo

Apple quiere revolucionar la investigación biomédica con Research Kit

Apple quiere revolucionar la investigación biomédica con Research Kit

Recomendados