Línea médica y telemedicina: disciplinas al beneficio de los pacientes

La pandemia ha provocado un cambio completo en la forma en la que concebimos la salud y la seguridad. Especialmente, para los proveedores de atención médica y e-salud. Es por eso, que la telemedicina y el uso de una línea médica se han convertido en herramientas clave para la atención de pacientes.

Para empezar, encontramos que en países como España, se viene elevando el interés en la telemedicina con una amplia gama de propuestas entre las que se encuentra el Servicio de Movistar Salud; un servicio del que puedes obtener más detalles a través de la Living App Movistar Salud. Una prueba de ello lo reportan los enfermos crónicos, donde el l 70% de ellos declaran que utilizarían la telemedicina si estuviera a su alcance, según datos de un estudio realizado por Telefónica y el IESE. Además de los beneficios que podría reportar en ahorro en salud pública, llegando a disminuir el gasto sanitario hasta en un 20%.

La línea médica y su importancia en la implementación de la telemedicina

La telemedicina es un término colectivo para el uso de las tecnologías de las telecomunicaciones. De manera que se facilita el acceso de los pacientes a la atención médica a distancia, logrando mejorar la calidad de la misma. También, implica el uso de tecnologías como Internet y comunicaciones inalámbricas terrestres, así como de videoconferencias y chatbots, entre otros canales digitales.

Este concepto en salud digital permite a los profesionales de la salud aprovechar la tecnología de las telecomunicaciones con el objetivo de diagnosticar enfermedades de forma remota. Al tiempo que ofrece consultas médicas online, prescribe y receta medicamentos. Si un paciente está interesado en tener acceso a una línea médica de atención para telemedicina, lo más probable es que se encuentre con un procedimiento como este:

Soluciones en línea médica para telemedicina

La mayoría de estas soluciones son servicios basados ​​en web, servicios de mensajería o aplicaciones móviles. Estas apps facilitan que los médicos puedan conectarse fácilmente con los pacientes de forma remota.

Línea médica
Foto: Hassan Ouajbir

Además, también pueden recopilar, almacenar y procesar la información médica de los pacientes para su atención continua. El siguiente paso sería instalar una aplicación móvil o registrarse con el fin de obtener una cuenta en línea con una plataforma de telemedicina.

Configurando el perfil del paciente

Al crear una cuenta se proporciona información personal: información como la edad, el nombre y todo lo considerado como datos personales, etc. Además, se debe proporcionar un breve historial de salud, alergias y otros detalles de información. Todo ello con el fin de que el médico pueda utilizarlos para el diagnóstico y administrar el tratamiento adecuado a través de la línea médica.

Inicio de la consulta

Una vez cubiertos los datos básicos, se puede solicitar y agendar una consulta con el médico. Dependiendo de la solución de telemedicina, se puede enviar mensajes de texto, chatear o realizar una videoconferencia.

Así, esta línea médica debe estar en la capacidad de transmitir y almacenar información vital. Por ejemplo, el profesional sanitario puede solicitar imágenes de apoyo. En algunos casos, puede implicar la toma de fotografías de una erupción para ser cargadas al sistema con el objetivo de que el médico las revise.

Con esta herramienta, la atención no se detiene inmediatamente después de la consulta, es decir, pueden realizarse varias sesiones de seguimiento, solicitar su receta médica online y mucho más.

Otros tipos de línea médica implementados en la telemedicina

Existen otras vías que facilitan y respaldan las plataformas, soluciones, sistemas y servicios de telemedicina. Estas incluyen:

Sitios web de servicios para pacientes e-health

Este suele ser el tipo más común de conexión, ya que las plataformas de software basadas en la web o sitios centrados en cuentas, conectan pacientes para recibir atención y servicios de extensión en línea.

línea médica
Foto: Mailchip

Centros de Monitoreo

En esencia, se establecen conexiones entre un centro de monitoreo remoto y el hogar del paciente. Estos enlaces facilitan el monitoreo de los signos vitales de forma remota y comparten la fecha con los centros y proveedores de atención médica relevantes.

A menudo, se utilizan para monitorear los datos fetales, cardíacos y pulmonares del paciente. Los enlaces del centro de monitoreo pueden venir en forma de conexiones de texto, Internet o telefonía.

Conexiones de punto a punto

Estos tipos de conexiones de telemedicina crean un vínculo entre un gran hospital (principalmente urbano) y pequeños centros de salud. Generalmente, son clínicas en áreas rurales o remotas, permitiendo que los pequeños hospitales con escaso personal o mal equipados, incluyan especialistas en instalaciones de salud más grandes y avanzadas para ofrecer mejor atención a pacientes remotos.

La buena noticia es que la telemedicina está empezando a cobrar impulso en muchas organizaciones. A medida que aumenta su uso, también lo hará la tecnología que rodea a las telecomunicaciones y la medicina. Se espera que el mercado crezca a un ritmo rápido gracias al uso continuo. El aumento de la tecnología y la creación de regulaciones más favorables, lograrán que su cobertura a través de una línea médica aumente cada día.

RELACIONADOS