Telemedicina: qué es y cómo pedir cita a tu médico online

Escrito por , 23 de noviembre de 2020 a las 13:10
Telemedicina: qué es y cómo pedir cita a tu médico online
Hogar Digital

Telemedicina: qué es y cómo pedir cita a tu médico online

Escrito por , 23 de noviembre de 2020 a las 13:10
Etiquetas:
SALUD, TELEMEDICINA

La telemedicina ya apuntaba a ser una tendencia desde hace unos años, pero la pandemia la ha colocado bajo los focos. En los meses más duros del confinamiento se convirtió en una opción alternativa para tratar de forma remota ciertas afecciones.

Como es lógico, siempre habrá consultas que requieran de la visita presencial para realizar un diagnóstico específico, pero algunas cuestiones ya pueden resolverse con eficacia mediante esta asistencia a distancia.

Qué es la telemedicina

La OMS (Organización Mundial de la Salud) reconoce que no existe una definición definitiva de lo que es telemedicina. Aunque de aquí a un tiempo se han ido acercando a la realidad que tenemos ahora. Y es cierto que puede haber variaciones según quien lo explique.

Según la OMS, telemedicina es “la entrega de servicios sanitarios. Concretamente en los que la distancia es un factor crítico, por profesionales de la sanidad que utilizan tecnologías de la información y de la comunicación para obtener información válida para el diagnóstico, tratamiento y prevención de enfermedades y heridas”.

Esta sería una primera aproximación. Aunque la organización también destaca que estos servicios sirven para otras utilidades básicas que también tiene la medicina: “La investigación y evaluación, la continua formación de los proveedores sanitarios, todo en el interés de avanzar en la salud de los individuos y de las comunidades”.

Diferencias entre telemedicina y telesalud

Si se quisiera simplificar al máximo el academicismo de esta definición de la OMS, se podría decir que la telemedicina es el conjunto de servicios sanitarios que se prestan a distancia. Lo importante aquí es la ausencia de una visita presencial al hospital o al médico.

Pese a todo, el concepto no es exactamente sinónimo al de telesalud. Si recurrimos a la OMS de nuevo, esta nos transmite que la telesalud cubre un espectro más amplio. De hecho, abarca a la propia telemedicina. Pero además también engloba otros servicios relacionados con “la aplicación de tecnologías en remoto” para educar a la población y llegar hasta potenciales pacientes.

Al mismo tiempo, también entran dentro de esta categoría servicios de soporte a la prestación sanitaria, como recomendaciones sobre salud personal o monitorización de algunos parámetros biomédicos.

Cómo funcionan los servicios de salud online

La evolución de los servicios de medicina a distancia ha sido enorme en los últimos años. Hay que tener en cuenta que solo una década atrás, la digitalización de la sanidad era aún escasa y fragmentada. Pero sobre todo, el cambio ha sido del lado de los posibles pacientes.

Ahora prácticamente todos tenemos un smartphone conectados las 24 horas del día, con la capacidad de ejecutar aplicaciones exigentes y de realizar videollamadas (siempre más cercanas). Algo que no sucedía diez años antes.

Telemedicina

De ahí que los servicios de telemedicina se hayan podido concretar en aplicaciones que centralizan la asistencia médica a distancia. Ya no se trata solo de tener una consulta por teléfono, es un paso más allá.

Desde una aplicación, puedes pedir cita a un médico online, obtener un diagnóstico provisional en base a los datos que proporcionas a la app y acceder a información complementaria.

Cuáles son los beneficios de la consulta médica online

Como hemos mencionado antes, siempre habrá problemas médicos que requieran de una visita y de pruebas diagnósticas en centros sanitarios. Pero la telemedicina, por su agilidad y por su facilidad de acceso, proporciona algunos beneficios a tener en cuenta:

  • Ahorro de tiempo: evita tener que partir la mañana o la tarde para hacer la visita al centro médico, así como gastar tiempo en salas de espera saturadas. El usuario puede contactar con un doctor y después reanudar inmediatamente su jornada laboral o sus tareas.
  • No hay necesidad de desplazarse: si por algún motivo, ya sea porque es invierno y hace frío o cualquier otro –especialmente en un momento de pandemia–, al paciente le preocupa salir a la calle no tiene que hacerlo. La comodidad de un servicio a distancia resulta más ventajosa incluso cuando la persona tiene dificultades para salir de su casa. Pero también si tienes niños a tu cargo o mayores y no puedes dejarlos solos.
  • Asistencia 24 horas: los servicios de telemedicina suelen estar planteados para cubrir todas las franjas del día. De forma que puedes contactar a través de la aplicación y pedir cita con un médico online de atención primaria en cualquier momento.
  • Menor tiempo de espera: por lo general, los tiempos de espera son más reducidos. Los servicios de telemedicina tienen agilidad para ajustarse a las exigencias personales.
  • Cuidados preventivos más accesibles: a veces cuesta mentalizarse para ir al médico. Porque requiere tiempo o hay que pedirlo en el trabajo. Así, tendemos a minimizar dolencias que sufrimos. Pero la facilidad que ofrece pedir cita con un médico online desde una aplicación, para después tener una consulta telemática, es un estímulo para que las personas hagan consultas preventivas. Y no hay que olvidar que cuanto antes se trate cualquier afección mejor resultado se obtendrá.

Movistar Salud: el servicio de telemedicina de Movistar 

Estos beneficios son los que quiere transmitir a sus usuarios el servicio de telemedicina de Movistar. La prestación sanitaria se produce a través de la aplicación Movistar Salud. Cualquier persona interesada en contar con asistencia médica en remoto, sea cliente o no de Movistar, puede descargar la app y contratar el servicio.

Para la prestación del servicio, Movistar Salud recurre a Teladoc, referente mundial en telemedicina. Tras el acuerdo firmado a finales de septiembre de este año, ambas compañías creaban un servicio pionero en telemedicina enfocado a particulares y empresas. Una manera de unir la búsqueda de la conectividad de Telefónica y la digitalización de la salud de Teledoc.

La aplicación, disponible para iOS y Android, ofrece una serie de beneficios para sus usuarios:

Preevaluación digital de síntomas

Movistar Salud cuenta con un sistema de inteligencia artificial que permite al usuario obtener una preevaluación digital de sus síntomas.

La aplicación le hará unas sencillas preguntas y en base a las respuestas le proporcionará información sobre posibles diagnósticos. De esta forma, podemos estar más informados sobre el estado de nuestra salud.

Cómo pedir cita con un médico online 24h

A la hora de pedir una consulta solo hay que rellenar el formulario explicando tu problema. También se pueden adjuntar imágenes, por ejemplo de una herida. Después, un facultativo contactará con el usuario, mediante videollamada o llamada.

Si es necesario, el doctor puede emitir recetes o prescripciones, que el usuario recibirá en el correo electrónico. En la aplicación podrás ver tus citas y también tu historial médico, lo que permitirá un mayor control.

Ponte en forma con Movistar Salud

Como complemento, la sección ‘Ponte en forma’ de Movistar Salud  te permite llevar una dieta equilibrada para cuidar de nuestra salud y prevenir otras patologías, así como regularizar y controlar la práctica de ejercicio físico.

Dentro del servicio, con un coste de 3,30 euros/mes para un usuario y de 5,30 euros para una familia de cuatro miembros, encontrarás todo un plan de dietas y ejercicios adaptados a tus condiciones personales; así como actualizados con regularidad. Diseñados por médicos, nutricionistas y expertos, Movistar Salud ayuda al seguimiento mediante la recepción de correos electrónicos semanales con información de dietas, ejercicios deportivos y material de soporte.

De forma complementaria, en la Living App Movistar Salud puedes encontrar más detalles sobre el servicio de telemedicina: cómo realizar una consulta médica o qué ventajas ofrece el nuevo servicio.

Telemedicina en España: ¿el futuro de los servicios de salud?

En España, el Plan Avanza, de 2005, ya abogó por estimular la telemedicina en el sistema sanitario nacional. El objetivo era progresar hacia un modelo más eficiente de prestación sanitaria. Algunos de los éxitos de este proyecto que se pueden ver ahora son la receta sanitaria, la posibilidad de pedir cita por Internet o la digitalización del historial clínico.

Existen proyectos pioneros en algunas regiones de España, como la iniciativa ‘Health Optimum’, en Aragón. Con este programa se ha implementado en las zonas rurales la teleconsulta e incluso el desplazamiento del personal sanitario y el equipo para pruebas diagnósticas. De esta forma, algunas personas que no tienen fácil legar hasta su hospital de referencia pueden recibir asistencia médica.

El de ‘Health Optimum’ es un buen ejemplo de la utilidad que puede tener la telemedicina. Su concepto será decisivo en el futuro para dar cobertura a zonas donde los hospitales escasean y están lejos. Pero también en un contexto en el que el personal de medicina general esté saturado de citas. Ahí pueden entrar en escena servicios en remoto, por lo general más ágiles, para ciertas dolencias.

Además de las consultas generales, en la telemedicina hay algunas especialidades que destacan por su adopción. La psicología y la nutrición son dos ejemplos. Probablemente porque los diagnósticos suelen basarse sobre todo en el relato del paciente, sin necesidad de un examen físico.

Algo más que una realidad

La pandemia también ha sido un revulsivo para el sector de la telemedicina. Solo en los últimos meses, y coincidiendo con los confinamientos en España, el incremento de las consultas de telemedicina se cifra en un 153%, principalmente en las grandes ciudades. Algunos expertos apuntan que como consecuencia de la pandemia por coronavirus, el sector ha podido demostrar su potencia experimentando un empuje que de otra manera hubiese tardado años.

El futuro de la telemedicina pasa por la expansión, especialmente con las cada vez mayores facilidades que permiten las telecomunicaciones, los dispositivos electrónicos y las plataformas digitales. Se trata de un campo con enormes posibilidades. Y es que además de los servicios comentados existen prestaciones más complejas que ya son una realidad. El caso más paradigmático son las cirugías en remoto: el médico opera a través de un robot a un paciente que no está en el mismo lugar. Bien es cierto que habrá que esperar al 5G para que se hagan realidad este tipo de intervenciones.

Imágenes: NEC Corporation of America, Engin_Aqyurt

anterior artículo

Cómo compartir un álbum de fotos por internet con Movistar Cloud

Cómo compartir un álbum de fotos por internet con Movistar Cloud
siguiente artículo

El podcast ‘Territorio Bitcoin’: aprende todo sobre Bitcoin, Fintech y Blockchain

El podcast ‘Territorio Bitcoin’: aprende todo sobre Bitcoin, Fintech y Blockchain