Esto es lo que ocurre cuando se unen tatuajes e impresión 3D

Escrito por , 6 de noviembre de 2015 a las 08:30
Esto es lo que ocurre cuando se unen tatuajes e impresión 3D
Futuro

Esto es lo que ocurre cuando se unen tatuajes e impresión 3D

Escrito por , 6 de noviembre de 2015 a las 08:30

Esta máquina modificada es capaz de hacer tatuajes mediante impresión 3D, de forma que puede plasmar cualquier fotografía.

Etiquetas:
IMPRESIóN 3D

Los tatuajes son un arte que tiene miles de años de antigüedad. Se han encontrado restos de momias egipcias con vestigios de dibujos en su cuerpo. Aunque los más antiguos de todos son los del llamado ‘Hombre de Hielo’ o ‘de Similaun’, que precisamente es el cadáver con piel más lejano en el tiempo. Vivió aproximadamente hace unos 5.300 años, en pleno Neolítico, cuando el hombre aprendió la agricultura y el pastoreo. Pues bien, los tatuajes ya los había aprendido, pues el Hombre de Hielo tiene dibujos en su muñeca izquierda y en la zona lumbar.

Sin embargo, los tatuajes es una práctica se sigue haciendo a mano, de forma bastante artesanal. Un profesional de este campo se arma con su aguja e ilustra la piel del cliente. Así de sencillo y de difícil a la vez, como trazar líneas en un papel pero con la complicación añadida de tener que hacerlo sobre la piel.

Un equipo de diseñadores franceses pertenecientes a la empresa Appropriate Audiences ha decidido modernizar este sector. Su idea ha sido hacer tatuajes mediante impresión 3D. Esta tecnología se está esparciendo por diversos ámbitos desde hace unos años y ahora le ha tocado a esta práctica milenaria. Para eso adaptaron una impresora 3D, una Makerbot, sustituyendo su boquilla por una aguja para tatuajes.

La aguja está acompañada de un sensor que detecta la forma de la piel humana, de manera que la aguja pueda seguir el contorno, grabando en todo momento solo la superficie. La máquina tendría la capacidad de calcar una imagen procedente de una fotografía, plasmándola en la piel. Con unos ajustes de software los diseñadores han logrado que la impresora 3D solo necesite tener una la imagen disponible.

Para hacerse uno de estos tatuajes mediante impresión 3D la persona en cuestión solo tiene que introducir el brazo en la máquina y esperar. Todo se hace de forma automática. Al principio se probó en piel artificial de silicon, pero ya está lista para dar el siguiente paso, aunque el proyecto tiene aún detalles que pulir.

Mientras unos se dedican a construir edificios con impresoras 3D, como en Dubai, o a investigar la creación de vasos sanguíneos artificiales usando la llamada bioimpresión 3D, en este caso son los tatuajes lo que ha llamado la atención de estos diseñadores franceses. Trabajos tan dispares muestran la versatilidad de una tecnología que está llamada a meter la cabeza en múltiples sectores.

Imagen de portada: Ssorca19

anterior artículo

Terapias para el aprendizaje infantil en la Semana de la Ciencia

Terapias para el aprendizaje infantil en la Semana de la Ciencia
siguiente artículo

El ordenador finlandés de 350 euros centrado en la nube

El ordenador finlandés de 350 euros centrado en la nube