La nanotecnología, clave en una nueva vacuna contra la malaria

Escrito por , 11 de septiembre de 2014 a las 12:00
La nanotecnología, clave en una nueva vacuna contra la malaria
Futuro

La nanotecnología, clave en una nueva vacuna contra la malaria

Escrito por , 11 de septiembre de 2014 a las 12:00

Científicos de EEUU desarrollan una nueva vacuna contra la malaria utilizando nanotecnología. Presenta una buena tasa de éxito en modelos animales.

La malaria es una enfermedad producida por parásitos del género Plasmodium. En 2012 afectó a más de 200 millones de personas, causando cerca de 630.000 fallecimientos. Este problema sanitario es especialmente dañino en África, pues se considera que el 90% de las defunciones ocurren en este continente. Por este motivo, resulta urgente avanzar en métodos de diagnóstico, prevención y tratamiento de la malaria. La ayuda de la nanotecnología podría impulsar ahora estas investigaciones.

La ciencia se ha propuesto terminar, o al menos mitigar, el brutal impacto que tiene la malaria en la salud de miles de personas en todo el mundo. Y es que cada minuto muere un niño en África debido a esta enfermedad. Hace sólo unos días os explicábamos en Think Big un nuevo avance para mejorar el diagnóstico de esta patología, con un nuevo test que conseguía detectarla en pocos minutos.

Una nueva investigación, publicada ahora en Malaria Journal, se centra ahora en la prevención de la enfermedad, más que en el diagnóstico y la terapia. Para evitar que el mosquito Anopheles, infectado por Plasmodium, pueda picarnos y contagiarnos la malaria, científicos de Estados Unidos han desarrollado una nueva vacuna que podría frenar el ataque mortal de este parásito, gracias a los avances en nanotecnología.

nanotecnología

La vacuna que han logrado estos investigadores usa esporozoítos, que no son más que una etapa de la vida del parásito en la que puede infectar a nuevos huéspedes. En esta fase, puede pasar del mosquito al ser humano, y por este motivo, resulta muy peligroso para nuestra salud. Utilizar esta ‘herramienta viva’ permite que nuestro cuerpo pueda desarrollar estrategias defensivas, de forma que esté ‘avisado’ por si algún día sufrimos el ataque real del parásito. Ésta es la base de cualquier vacuna.

La novedad conseguida es que no sólo se emplean esporozoítos, sino también una nanopartícula que han tardado en desarrollar cerca de diez años. Su simetría icosaédrica, según sus resultados, permite preparar mejor a nuestras defensas para que mejoren nuestra inmunidad frente a un posible contagio por malaria.

El grupo de Peter Burkhard ha probado la nueva vacuna en ratones, logrando una efectividad de entre el 90-100%. Aunque los ensayos sólo se han realizado en modelos animales, lo cierto es que es una tasa de éxito nunca vista antes en esta fase preclínica. De hecho, la vacuna más avanzada (conocida como RTS,S) no lograba este porcentaje de inmunidad. Sus buenos resultados se deben a la ventaja que confiere emplear la nanotecnología a la hora de desarrollar la vacuna.

Desde hace años, el desarrollo de nanopartículas ha ayudado a la investigación de nuevas estrategias de vacunación. En 2009, científicos de Oregón utilizaron la nanotecnología para mejorar los vehículos que ‘transportan’ las vacunas, más conocidos como adyuvantes. Esta nueva propuesta demuestra una vez más el potencial de la I+D nanotecnológica en el cuidado de nuestra salud.

Imágenes | Walterdenkens (Wikimedia), Peter Burkhard

anterior artículo

Moveo, un scooter eléctrico que además es plegable

Moveo, un scooter eléctrico que además es plegable
siguiente artículo

Metodologías en el desarrollo de software: ¿eres ‘Agile’ de verdad?

Metodologías en el desarrollo de software: ¿eres ‘Agile’ de verdad?

Recomendados