Pago como conduzco: tecnología y seguro de coche juntos

Escrito por , 27 de febrero de 2013 a las 17:00
Pago como conduzco: tecnología y seguro de coche juntos
Tecnología

Pago como conduzco: tecnología y seguro de coche juntos

Escrito por , 27 de febrero de 2013 a las 17:00

En un futuro no muy lejano recordaremos como algo extraño cuando los buenos y los malos conductores pagaban lo mismo por el seguro del coche. Cuando daba igual que una persona condujese 1.000 kilómetros al año o 100.000, de noche o de día, rápido o despacio, bruscamente o con suavidad. Cuando los parámetros estadísticos tipo eran los que hacían variar el precio de una póliza y a lo más que podía aspirar un conductor era a ver disminuida en algo su prima si no presentaba siniestros.

Telefónica y Generali ya están construyendo ese futuro con una solución que cambia por completo la relación entre la compañía y el cliente: ‘Pago como conduzco’.

Es una solución sofisticada pero simple de entender: cada conductor paga según su forma de conducción gracias a un dispositivo telemático que monitoriza constantemente el comportamiento del coche (a qué velocidad circula, por dónde, cuándo…), transmite los datos, convertidos en una puntuación que determina cual será la prima del seguro.

Todo el proceso tecnológico comienza con la instalación del dispositivo telemático. Técnicos especialistas lo acoplan al sistema eléctrico del coche en aproximadamente una hora. El dispositivo cuenta con un acelerómetro que sirve para determinar aceleraciones bruscas y frenazos; un GPS que permite saber dónde se encuentra el vehículo y a qué velocidad circula; y, por último, una SIM con conectividad M2M. Los datos se transmiten a Telefónica garantizando la integridad y privacidad de los mismos.

En Telefónica hemos tenido que superar numerosos retos técnicos. Uno de ellos fue que el dispositivo telemático tenía que recoger de forma precisa los trayectos y los kilómetros recorridos por el coche para que no hubiese lugar a error, independientemente de la conectividad de cada sitio (como por ejemplo un túnel, desde donde no se pueden transmitir datos). Para ello el sistema recoge toda la información constantemente y la transmite una vez al minuto. De esta forma no hay pérdidas de datos.

Una vez transmitidos, los datos se guardan en los servidores de la compañía para garantizar su seguridad y privacidad (nadie salvo el cliente puede acceder a los datos sin su autorización, ni siquiera la propia aseguradora). Y aquí llega el paso más importante: el análisis de todos los datos.

Además del kilometraje, hay cuatro variantes que pueden determinar el precio del seguro, cada una con un peso sobre el resultado final:

  1. Exceso de velocidad:  La prima varía proporcionalmente al número de kilómetros que el conductor circule con exceso de velocidad.

  2. Conducción nocturna: Cuanto menos se conduzca de noche, menos riesgo y menos prima de seguro.

  3. Conducción urbana: Es la que se realiza por vías en las que el límite de velocidad es 50 km/h o menos. Está comprobado que son las que más siniestralidad tiene, así que cuanto menos tiempo se pase por este tipo de vías, mejor precio tendrá el seguro.

  4. Conducción deportiva: Se mide en función de los eventos. Se consideran eventos a aquellas aceleraciones o frenadas bruscas. Para determinarlo, el Instituto de Investigación Centro Zaragoza ha asesorado a Telefónica mediante pruebas en circuito. Lo más favorable para la prima es tener el menor número de eventos posible.

Cuando un conductor suscribe esta póliza, establece cuáles son sus hábitos (kilómetros al año, tipo de conducción, de vías…). Esto dará como resultado una puntuación de 0 a 100 para establecer una tarifa inicial. El cliente paga la mitad al contratarla y el resto, mes a mes. Si el comportamiento al volante es mejor que las estimaciones previas, la prima será menor y viceversa.

El usuario cuenta con una aplicación para el móvil y una web donde puede consultar todos sus kilómetros recorridos, puntuación, progreso y compartirlos en las redes sociales. La pretensión es que le ayude a mejorar como conductor y que le ayude a saber cómo conduce.

Además, contar con el dispositivo telemático aporta otros servicios de valor añadido:

  • En caso de robo, el vehículo está siempre localizado.
  • En caso de accidente, Generali se pone en contacto con el conductor y envía asistencia si es necesario.
  • En caso de avería, basta con pulsar un botón en la aplicación para contactar con Generali, quien gestionará la ayuda en carretera  de inmediato.

Telefónica está trabajando para que toda la parte tecnológica del producto sea cada vez más eficaz y útil en carretera. ¡Pronto la descubriremos en el Mobile World Congress!

Si quieres saber más sobre el negocio m2m de Telefónica:

anterior artículo

Las cifras respaldan el éxito del MWC 2013

Las cifras respaldan el éxito del MWC 2013
siguiente artículo

Tendencias en dispositivos móviles para 2013

Tendencias en dispositivos móviles para 2013

Recomendados