BlackBerry se apoya en el Internet de las cosas para una nueva etapa

Escrito por , 4 de junio de 2014 a las 17:30
BlackBerry se apoya en el Internet de las cosas para una nueva etapa
Tecnología

BlackBerry se apoya en el Internet de las cosas para una nueva etapa

Escrito por , 4 de junio de 2014 a las 17:30

Internet de las cosas es uno de los campos por los que está apostando BlackBerry con más fuerza para buscar posición en el nuevo escenario tecnológico.

El incierto devenir de BlackBerry ha encontrado en Internet de las cosas un pilar en el que apoyarse. Ha puesto en marcha Project Ion, una estrategia para ganarse un sitio entre los grandes actores del inminente mundo conectado. Se trata sólo de un comienzo, pero sustentado en tecnologías sólidas, como QNX, la seguridad propia de la compañía, y acuerdos con partners y desarrolladores. La idea es acompañar al sector de los objetos con conexión a la Red en su crecimiento desde los primeros estadios.

Más allá de los smartphones, BlackBerry tiene un futuro entre las empresas, al menos son sus servicios para este segmento del mercado los que más ha impulsado la compañía en los últimos tiempos. En la línea de esta estrategia se enmarca Project Ion, que prevé proporcionar a los clientes la tecnología necesaria para que gestionen todos los nuevos dispositivos que entran en Internet con su propia IP. Desde los objetos que se pueden encontrar en el hogar o en la oficina, hasta los dispositivos wearable, pasando por los coches conectados. Hay que recordar que el sistema QNX de BlackBerry está presente en Audi, BMW, Hyundai o Porsche; además de formar la base de OnStar, el software de General Motors.

Project Ion pretende ofrecer los recursos necesarios para acceder a grandes cantidades de información de múltiples y dispares fuentes, destilando los datos relevantes. El proyecto está pensado para resolver el problema de la infinidad de conexiones que generan innumerables transacciones diarias y una ingente cantidad de información. Este escenario es el que se presentará en unos años con Internet de las cosas.

La oferta de Ion para las empresas que quieran gestionar su flota de Internet de las cosas tiene como componente central el software de BlackBerry – basado en QNX – en forma de cloud, para asegurar la gestión y las comunicaciones entre los dispositivos. Además la compañía está forjando un ecosistema de partners y desarrolladores que apoyen su servicio para Internet de las cosas. Su integración en el Industrial Internet Consortium y la Application Developer Alliance también ofrece respaldo a su tecnología.

project ion

En estos momentos el mercado de Internet de las cosas está en plena fase de expansión. Los costes se están reduciendo y emergen tanto tecnología como aplicaciones comerciales. La consultora Gartner calcula que en 2020 habrá 26 millones de dispositivos de este tipo funcionando, mientras que Cisco Systems estima que el mercado supondrá una oportunidad de 19.000 millones de dólares a largo plazo.

En esta coyuntura BlackBerry tiene valores que aportar. Dispone de la capacidad para gestionar y asegurar dispositivos a gran escala. Hoy en día no lo hace sólo con los suyos sino también con los que funcionan en base a los sistemas de Apple, Google o Microsoft. Esta versatilidad es la que la compañía esgrime para extenderse a otros dispositivos conectados.

Imagen:  Peet Sneekes y oskay

anterior artículo

Proyecto Eunoia: patrones de movilidad para las smart cities

Proyecto Eunoia: patrones de movilidad para las smart cities
siguiente artículo

Invierte en ciencia: plataformas de crowdfunding científico

Invierte en ciencia: plataformas de crowdfunding científico

Recomendados