Robots, drones y el futuro según Google y Amazon

Escrito por , 27 de enero de 2014 a las 08:00
Robots, drones y el futuro según Google y Amazon
Futuro

Robots, drones y el futuro según Google y Amazon

Escrito por , 27 de enero de 2014 a las 08:00
Además de tener una tienda casi infinita y las respuestas a casi todas las preguntas, gigantes como Amazon y Google también buscan ir más allá de sus negocios originales, con los nuevos asistentes del futuro: drones, robots de carga, carteros aéreos teledirigidos y accesorios para convertirnos en androides.

 

Amazon, la gran tienda de la Red fundada por Jeff Bezos, planea en algún momento realizar sus primeros envíos mediante vehículos aéreos no tripulados, los conocidos y polémicos drones empleados por el ejército de los Estados Unidos y otros países para llevar a cabo sus misiones.

En un giro completamente alejado de sus orígenes, Google decidió adquirir Boston Dynamics, una empresa proveedora del Departamento de Defensa de EEUU, conocida por creaciones como la bestia de carga Alphadog y su inquietante Atlas, un humanoide con esqueleto de T-101.

Robot de Boston Dynamics

Imagen vía BostonDynamics

 

Aunque las comparaciones sean inevitables, los objetivos de Amazon y Google nada tienen que ver con esa visión apocalíptica que James Cameron supo imprimir a la familia Connor en su saga The Terminator.

Mientras algunos lo consideran un golpe de efecto ante las críticas recibidas por las duras condiciones laborales en sus galpones de distribución, el propio Bezos desveló el servicio Amazon Prime Air, un método de entrega de paquetes a domicilio, mediante vehículos aéreos controlados a distancia.

¿Cuál es la excusa para reemplazar al cartero y los servicios de logística tradicional por este peculiar sistema de drones? Pues, que el 86 por ciento de los envíos de la tienda online son pedidos pequeños, de no más de dos kilos de peso, y que este tipo de encargos se pueden cumplir sin problemas mediante este servicio.

Éste es el futuro de las entregas a domicilio según Amazon:

Esto no significa que en el corto plazo los cielos se cubrirán de decenas de pequeños vehículos voladores, drones que dejarán nuestros pedidos en la puerta de casa. Aún resta definir muchos de los interrogantes que ya plantean los drones civiles. Privacidad, control del tráfico aéreo y normas de seguridad son algunas de las asignaturas que la iniciativa de Bezos deberá sortear para llegar a su destino.

 

Cyborgs, drones y lentillas

Mucho más sofisticados, pero sin aplicación concreta entre cientos de servicios y funciones que tiene en la Web, las computadoras, tabletas y teléfonos móviles, Google apuesta por las creaciones robóticas de Boston Dynamics, una empresa proveedora de fascinantes prototipos para DARPA, la agencia de proyectos especiales del Departamento de Defensa de Estados Unidos.

Alpha Dog by Boston Dynamics

Imagen vía BostonDynamics

 

Algunas de sus creaciones se convirtieron en un hit de YouTube, como AlphaDog, una intimidante bestia de carga que puede sortear diversos obstáculos. Fue construido para asistir a las unidades militares y para recorrer largos trayectos en terrenos de difícil acceso.

Y no es el único prototipo. Cheetah emula los movimientos del felino más veloz del mundo, mientras que el humanoide Atlas podría hacer que nuestros miedos por convivir con un Terminator se vuelvan reales.

Dirigidos por un entusiasta de la robótica como Andy Rubin, el cerebro detrás de la plataforma móvil Android, los objetivos de esta división de Google todavía son difusos. Se especula que, al igual que Amazon, la compañía del sitio web busque aplicar estos desarrollos robóticos en diversas tareas de logística y en trabajos repetitivos, aburridos para los operarios humanos.

Atlas by Boston Dynamics

Imagen vía BostonDynamics

 

Casi de forma paralela, el laboratorio secreto Google X acaba de hacer su propio aporte para que el hombre termine por transformarse en un cyborg.

Esta división, responsable de iniciativas que lejos están de los lanzamientos comerciales -como los globos aéreos para proveer Internet en zonas remotas y los vehículos autónomos sin chofer- sigue la línea de la tecnología de vestir (o wearable technologies) iniciada por los anteojos Google Glass.

Ahora busca meterse en el cuerpo humano con una lente de contacto con circuitos electrónicos y conectividad inalámbrica.

Lente de contacto inalámbrica

¿Su objetivo? Lejos de ofrecer una visión sobrenatural que atraviese la intimidad de las personas, el proyecto busca mejorar la calidad de los pacientes con diabetes para que, mediante este sistema, se pueda medir el nivel de glucosa sin necesidad de pinchazos.

Así, entre proyectos, drones y prototipos, Google y Amazon buscan concretar todas sus proyecciones en un futuro cercano, lejos de las fantasías de la ciencia ficción, y más cerca de lo que imaginamos de sus actuales negocios y servicios de buscadores, tabletas, libros electrónicos e inmensas tiendas.

Imagen de portada via Fotolia.

anterior artículo

La mHealth podría ayudar a ahorrar 10.000 millones de euros al Sistema Nacional de Salud

La mHealth podría ayudar a ahorrar 10.000 millones de euros al Sistema Nacional de Salud
siguiente artículo

Wysips o la pantalla que recargará tu móvil con energía solar

Wysips o la pantalla que recargará tu móvil con energía solar

Recomendados