El 48% de las empresas españolas bloquea el acceso a redes sociales

Escrito por , 7 de enero de 2013 a las 10:00
El 48% de las empresas españolas bloquea el acceso a redes sociales
Redes sociales

El 48% de las empresas españolas bloquea el acceso a redes sociales

Escrito por , 7 de enero de 2013 a las 10:00

El mundo de las redes sociales está muy presente en los quehaceres diarios de todos los españoles. La oferta se amplia cada vez más con plataformas sociales como Facebook, Linkedin, Twitter, Pinterest, Instagram,… Y su prohibición durante las horas de trabajo parece ser uno de los puntos que más preocupan a las empresas españolas. Según un estudio de Kaspersky Lab, actualmente el 48 por ciento de las compañías bloquean el acceso a sus trabajadores a páginas como Facebook, Twitter o Google+.

El principal motivo esgrimido es el miedo a la falta de seguridad si los empleados utilizan las redes sociales desde los dispositivos de la empresa (ya sea un ordenador o un smartphone). Tanto es así que el 31,8 por ciento de las empresas españolas encuestadas consideran las redes sociales como una de las mayores amenazas informáticas. En segundo lugar, está el temor a que la productividad del empleado se vea reducida, según datos de este estudio.

Las redes profesionales, menos bloqueadas

Pese a que el 48 por ciento de las empresas bloquean plataformas sociales masivas, como Facebook o Twitter, cuando se trata de redes corporativas (Linkedin, Plaxo o Viadeo) el dato se ve reducido al 28 por ciento.

Las redes corporativas, menos restringidas

En el ranking de restricciones, la prohibición de las redes sociales en la empresa ocupa el tercer lugar. Los juegos online ocupan el primer puesto (63 por ciento), seguido de las redes de intercambio de archivos (62 por ciento).

En contraposición al temor de que la productividad de los trabajadores se ve mermada por la utilización de las redes, un estudio de la Universidad de Melbourne ha afirmado que los empleados que las utilizan vieron aumentada su productividad en un 9 por ciento. Además, no solo mejora el rendimiento de la plantilla, sino también la reputación digital de la marca.

La cara B de la moneda de esta tendencia también puede ser preocupante, ya que esta actividad puede atraer el espionaje corporativo o generar lagunas en la red de seguridad de la compañía, según se desprende del informe.

Imágenes | Facebooknoticias.comEsrealidad.com

anterior artículo

El fin de la memoria

El fin de la memoria
siguiente artículo

Entrevista a Vicente del Bosque: mejor entrenador del año

Entrevista a Vicente del Bosque: mejor entrenador del año

Recomendados