El gigante tapado: China quiere liderar la adopción de coches autónomos

Escrito por , 12 de abril de 2016 a las 12:30
El gigante tapado: China quiere liderar la adopción de coches autónomos
Futuro

El gigante tapado: China quiere liderar la adopción de coches autónomos

Escrito por , 12 de abril de 2016 a las 12:30

Los coches autónomos en China ofrecen un valor a los habitantes de las ciudades mayor que el que aportan en lugares menos poblados.

Volvo pondrá 100 coches autónomos en China para probarlos en las calles. Esta iniciativa de la marca sueca –que desde 2010 pertenece al grupo de automoción chino Geely– está acompañada de otros proyectos que se están llevando a cabo en el gigante asiático, cuyo empuje en este sector es cada vez más fuerte. La idea de Volvo es probar en condiciones reales una flota considerable de vehículos autónomos, de tal manera que se puedan calibrar muchas variables que en test más reducidos apenas son relevantes.

El fabricante sueco primero probará otra flota –o tal vez la misma– de 100 coches autónomos en las carreteras y calles públicas de Suecia. La iniciativa está prevista para 2017 y a partir de este momento se empezará a pensar en reproducir el experimento en ciudades de China.

La compañía aún tiene que debatir con las autoridades del país cómo se pueden llevar a cabo las pruebas, para las que deberá existir un marco regulatorio especial. Volvo está convencida de que los coches autónomos supondrán un salto considerable para la seguridad vial, tanto es así que se pronunció públicamente afirmando que asumiría las responsabilidades legales en el caso de que su sistema fuera el causante de un accidente, un aspecto que las legislaciones actuales no dejan claro por el momento.

Coches autónomos en China

El hecho de que Volvo haya escogido China para realizar sus pruebas es un reflejo del interés que China está poniendo en este campo. Un estudio llevado a cabo por el Boston Consulting Group estimó que en 15 años el gigante asiático será el mercado más grande de coches autónomos, siendo los taxis autopilotados la punta de lanza de esta tendencia.

Y es que los coches autónomos en China tienen abonado el camino por varios motivos. El primero de ellos es que las condiciones son favorables, pues el gobierno nacional y las autoridades locales están facilitando la adopción de la tecnología, tanto a nivel normativo como con un apoyo más proactivo.

Tener un coche en propiedad se ha convertido en China –como antes lo ha hecho en muchos otros países– en un símbolo de poder social, con lo que mucha gente ha comprado vehículos. Sin embargo, conducir por populosas calles de las grandes ciudades chinas, plagadas de semáforos, no es una experiencia agradable.

El valor de los coches autónomos se dispara en función del tiempo que ahorran. Indudablemente, cuanto mayor es ese tiempo en que los conductores permanecen atrapados en el tráfico  y lo pueden dedicar a otras tareas, ya sea el ocio o el trabajo, mayor es el valor de la nueva tecnología.

Y son varias las compañías chinas que están trabajando en vehículos autónomos. El gigante de las búsquedas asiático Baidu es el caso más conocido pero hay otros. Leshi Internet Information & Technology, especializada en vídeo online y gadgets, cuenta con una unidad de desarrollo de coches autónomos, mientras que el fabricante de automoción Great Wall Motors ha abierto un centro de innovación en Silicon Valley, sin duda con vistas a investigar este tipo de tecnología.

Imágenes: Vladimir Yaitskiy y Volvo

anterior artículo

Multicópteros eléctricos, ¿el futuro del transporte urbano?

Multicópteros eléctricos, ¿el futuro del transporte urbano?
siguiente artículo

Este proceso de impresión 3D permite crear robots directamente

Este proceso de impresión 3D permite crear robots directamente