La gran estrategia de marketing de Tesla también le juega malas pasadas

Escrito por , 14 de noviembre de 2017 a las 12:30
La gran estrategia de marketing de Tesla también le juega malas pasadas
Digital

La gran estrategia de marketing de Tesla también le juega malas pasadas

Escrito por , 14 de noviembre de 2017 a las 12:30

Lo que mucho te da, mucho te quita. Y esa es justo la relación de Tesla con el marketing, los medios y las promesas.

Tesla es una de las compañías que más admiración está despertando entre el público final, tanto entre sus potenciales compradores como entre aquellos que sólo sueñan con poder conducir algún día muy lejano un Model S. Detrás de ese sentimiento se encuentra, además de la innovación y de la calidad de los coches de la compañía norteamericana, una espectacular estrategia de marketing basada en estar siempre en boca de los medios.

El funcionamiento es sencillo, y recuerda ligeramente a lo que en telefonía móvil hacen otras compañías como OnePlus: antes y después de cada gran lanzamiento de producto, se va desgranando poco a los detalles de cada especificación o novedad del producto. De esta manera, los medios pasan el día haciendo publicidad gratuita sobre detalles que tienen importancia, que es el hecho por el que la hacen. El problema es que a estos detalles se unen o llevan implícitas promesas que las compañías no son capaces de cumplir. No se debe a engaños, sino a capacidad de producción.

Camión autónomo

Un camión eléctrico es la próxima gran novedad de Tesla.

En ese sentido, Tesla está sufriéndolo en sus propias carnes. De los 1.500 Tesla Model 3 que pensaba ensambar el en tercer trimestre, la compañía de Elon Musk sólo ha conseguido producir 260. La cifra choca incluso más cuando el objetivo de la firma es lograr 5.000 unidades a la semana al final del cuarto trimeste. El problema según el fabricante radica en la activación de algunas partes de la planta de Nevada, pero la noticia no gusta a los inversores, sin importar el origen.

En este contexto, Tesla vuelve a jugar con el marketing y su necesidad de crecer en base a factores irracionales con al anuncio esta semana del camión eléctrico del que Elon Musk lleva un tiempo hablando. En lugar de centrarse en mejorar los problemas del Model 3, vehículo por el que pasa el futuro de la compañía, hay que volver a generar noticias positivas, y ahí entra claramente un camión eléctrico con autopilot, el sistema de conducción asistida de Tesla.

Habrá que ver si del camión son capaces de producir en cantidades suficientes para cumplir con la demanda, si es que a corto plazo la hay, pues aunque se estima que la autonomía estará entre los 300 y los 500 kilómetros, esta cifra podría no ser suficiente para muchos de los camioneros, sobre todo en países donde no hay tantos puntos de carga como hay en Estados Unidos.

anterior artículo

Así trabajará Uber con la NASA para hacer realidad el coche volador

Así trabajará Uber con la NASA para hacer realidad el coche volador
siguiente artículo

ShareX: capturas de pantalla + compartir archivos online

ShareX: capturas de pantalla + compartir archivos online

Recomendados