Cuatro respuestas sobre el cáncer

Escrito por , 4 de Febrero de 2015 a las 19:30
Cuatro respuestas sobre el cáncer Conocimiento

Cuatro respuestas sobre el cáncer

Escrito por , 4 de Febrero de 2015 a las 19:30

Se celebra el Día Mundial contra el Cáncer. Los pacientes y sus allegados suelen contar con múltiples preguntas sobre esta terrible enfermedad. Aquí nuestras respuestas:

Hoy se celebra el Día Mundial contra el Cáncer. La incidencia en España en 2012, según la SEOM, era superior a los 200.000 casos. Esta enfermedad es mucho más compleja de lo que parecía inicialmente. No es lo mismo el cáncer de pulmón que un cáncer de ovario. Por eso se dice también que el cáncer es en realidad un conjunto de enfermedades.

La historia del cáncer se remonta a los tiempos de las antiguas civilizaciones. Fue en Egipto donde la humanidad se enfrentó por primera vez a esta enfermedad, documentando los primeros casos clínicos en el papiro de Edwin Smith. Han pasado miles de años, y seguimos tratando de responder las preguntas inciertas que nos asaltan cuando una persona cercana sufre cáncer.

¿Qué es el cáncer?

El cáncer es un trastorno que se origina cuando nuestras células comienzan a dividirse sin control y de manera autónoma. Si además presentan la capacidad de invadir otros tejidos (tanto a nivel local como a distancia), nos encontraremos ante un tumor maligno.

cáncer

Cada una de nuestras células cuenta con mecanismos para acelerar y frenar su ciclo vital. En el cáncer, como en la vida, si fallan estos factores regulatorios, es posible que nuestro coche (células) sufra un accidente. Por ello es imprescindible mejorar los métodos de diagnóstico y especialmente, evitar hábitos perjudiciales que puedan dañar estos mecanismos de control, tales como el tabaco o el sedentarismo.

¿Es hereditario?

La investigación lleva tiempo indagando en el origen genético del cáncer. ¿Significa esto que el cáncer sea hereditario? No. El cáncer no es hereditario, sino que lo que nos puede transmitir nuestra ascendencia es una mutación genética que favorezca el desarrollo de esta enfermedad.

Si nuestros padres o algún hermano han padecido cáncer, debemos preocuparnos más que si lo ha sufrido un familiar lejano. ¿Por qué? La probabilidad de que nos hayan transmitido la mutación genética es mayor. No obstante, es importante destacar que el tipo de cáncer también influye. Por ejemplo, el cáncer de corteza suprarrenal presenta un elevado riesgo de convertirse en ‘cáncer familiar’, incluso cuando sólo exista un caso médico.

cáncer

Por fortuna, la ciencia ha avanzado mucho en los últimos años. Hoy es posible identificar mutaciones genéticas asociadas a algunos tipos de cáncer, como sucede en determinados tumores de mama, por lo que es más fácil realizar una detección precoz y eficaz, e incluso personalizar algunos tratamientos.

¿Por qué los niños pueden sufrir cáncer?

Se suele decir que este trastorno es una enfermedad asociada al envejecimiento. Resulta lógico: a medida que avanzan los años, es más probable que nuestras células acumulen errores en su ADN que provoquen la aparición de un tumor maligno.

¿Por qué algunos niños son diagnosticados con la enfermedad oncológica? Por un lado, puede que hayan heredado una mutación ‘fatal’ en su genoma. Por otro, no debemos olvidar que el desarrollo embrionario es la fase donde más divisiones celulares se producen, y por tanto, más probabilidades hay de adquirir algún cambio genético perjudicial.

¿Hay una epidemia de cáncer?

El aumento del número de casos de cáncer puede hacernos pensar que existe una epidemia de este trastorno. Sin embargo, esto no es así. El cáncer, como decíamos al principio, se conoce desde el antiguo Egipto. No es una enfermedad moderna.

La razón que explica el incremento del cáncer no es otra que la mejora en el diagnóstico del tumor. Poco a poco somos capaces de detectar antes esta enfermedad, y por tanto, tener más posibilidades de que los tratamientos sean eficaces.

cáncer

No debemos olvidar, sin embargo, la influencia que tienen los factores ambientales sobre nuestra salud. No todo está en los genes. Por eso es fundamental que sigamos unos hábitos buenos, evitando el consumo de tabaco (responsable del 90% de los casos de cáncer de pulmón) o el sedentarismo.

La llegada de innovadores tratamientos, como la inmunoterapia, ofrecen luz para pacientes, familiares y profesionales sanitarios. En el Día Mundial contra el Cáncer, debemos seguir luchando contra una enfermedad tan cruel como cercana. No perdamos la esperanza.

Imágenes | Susan Arnold (Wikimedia), Skeeze (Pixabay)

anterior artículo

Why businesses should think ‘inside-the-box’ to innovate

Why businesses should think ‘inside-the-box’ to innovate
siguiente artículo

La inversión en startups españolas, presente y futuro

La inversión en startups españolas, presente y futuro

Recomendados