La movilización digital: una marcha en Facebook contra el trabajo infantil

Escrito por , 12 de septiembre de 2013 a las 19:30
La movilización digital: una marcha en Facebook contra el trabajo infantil
Fundación Telefónica

La movilización digital: una marcha en Facebook contra el trabajo infantil

Escrito por , 12 de septiembre de 2013 a las 19:30

“Da la cara contra el trabajo infantil” es el lema de la campaña lanzada en Facebook en la que Fundación Telefónica ha tomado parte activa.

El éxito mediático que adquirió en los noventa la causa defendida por el subcomandante Marcos y el Ejército Zapatista de Liberación Nacional demostró dos cosas: por una parte, la fortaleza de Internet como medio de comunicación de masas que entonces sólo comenzaba a vislumbrarse y, por otra, que el mundo realmente se había globalizado, más allá de lo defendido por los textos académicos, de forma que cualquier fenómeno marcadamente local, como podía ser la lucha por los derechos de los pueblos indígenas de Chiapas en México, pudiese adquirir un interés y un compromiso internacional.

Y es que había comenzado la era de la movilización digital global. A lo largo de los años las organizaciones sociales han aprendido a utilizar la red como canal de denuncia, como fuente de recursos y como instrumento para sumar apoyos por una determinada causa. Han surgido incluso plataformas que como Change.org ofrecen a sus socios los medios online para recabar apoyo para sus campañas.

En esta misma línea de activismo digital, Fundación Telefónica junto con la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y el Gobierno de Brasil, ha lanzado la Marcha Virtual “Por un mundo libre de trabajo infantil”, una aplicación que permite a los usuarios de la red social Facebook manifestarse contra el trabajo infantil. El objeto de la acción es motivar la participación de la sociedad global en el desafío de eliminar el trabajo infantil, que afecta a 215 millones de niños, niñas y adolescentes, de los cuales 115 millones lo hacen en sus peores formas.

Contra el trabajo infantil

La forma que adquiere este llamamiento a la acción es la de una marcha virtual que recorre simbólicamente los 8.760 kilómetros que separan La Haya, que fue sede de la II Conferencia Mundial sobre Trabajo Infantil en 2010, de la ciudad de Brasilia, que albergará la III Conferencia los días 8, 9 y 10 de octubre del presente año.

Cada persona que dona la foto de su perfil de Facebook ayuda a recorrer 100 metros de la marcha y contribuye a construir la figura del “Molinete”, símbolo de la lucha contra el trabajo infantil, que posteriormente será impreso o proyectado en un gran mural durante el evento brasileño.

Esta Marcha Virtual emula, mediante la tecnología digital,  la Marcha Mundial que tuvo lugar en 1998 y que comprendió manifestaciones contra el trabajo infantil para sensibilizar a la sociedad y exhortar a los gobiernos del mundo a cumplir con las leyes para proteger a los niños, niñas y adolescentes y exigir la eliminación inmediata de las peores formas de trabajo infantil.

Contra el trabajo infantil

La Marcha Global supuso que miles de personas en todo el mundo se unieran para manifestar su rechazo al trabajo infantil. Se inició el 17 de enero de 1998 y tras recorrer el planeta culminó en la conferencia de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) que se celebró en Ginebra. Las voces de aquellos que marcharon por los derechos de la infancia quedaron reflejadas en el borrador de la convención de la OIT contra las peores formas de trabajo infantil, y al año siguiente, este documento fue adoptado por unanimidad y ratificado por 172 países.

La Marcha Virtual está abierta a la participación de cualquier internauta que quiera apoyar la defensa de los derechos de la infancia. “Da la cara contra el trabajo infantil” es el lema de la campaña, que se encuentra disponible en el siguiente enlace dentro de la página de Facebook de la III Conferencia Mundial sobre Trabajo Infantil.

anterior artículo

El ADN sirve de inspiración para transistores de grafeno

El ADN sirve de inspiración para transistores de grafeno
siguiente artículo

¿Será posible autentificarnos en el futuro gracias a nuestro ritmo cardíaco?

¿Será posible autentificarnos en el futuro gracias a nuestro ritmo cardíaco?