cómo entrar al metaverso
  • 2 diciembre, 2022
  • METAVERSO 
  • 5 min

¿Cuánto ocupa el metaverso?

Si ya cuesta clasificar lo que se ha venido a llamar metaverso, mucho más difícil es ponerle un valor estimado o aspirar a saber el tamaño del metaverso en el mundo real. Una búsqueda rápida en Internet nos da la cifra de 22.790 millones de dólares como valor del mercado del metaverso en 2021. Pero ese número no explica el peso del metaverso, cuántas empresas están implicadas o cuántos servidores hay dedicados en este momento. 

Podemos aventurarnos a hacer algunas clasificaciones como las que hacen informes como los de GlobalData. Por ejemplo, el metaverso se puede dividir en hardware, software y servicios. En el hardware tenemos las infraestructuras de cloud computing, redes 5G, cascos de realidad virtual, dispositivos wearables y smartphones… E, inevitablemente, los centros de datos y las granjas de servidores que han de albergar los mundos virtuales que forman parte del metaverso.

El software son las plataformas o mundos virtuales en sí mismos. Roblox, Sandbox, Nvidia Omniverse, Meta Horizon Worlds… La lista es interminable. Y los servicios son aquellas actividades que puedes realizar en dichos mundos. Compras online, juegos, ver películas, asistir a conciertos virtuales… Pueden estar organizados por los mismos responsables de las plataformas o por terceros.

Y, por si todos estos datos no son suficientes para conocer el tamaño del metaverso, podemos aderezarlo con los nombres de las empresas que más están invirtiendo en él. Todos sabemos de las estadounidenses Meta (antes Facebook), Microsoft, Alphabet (la matriz de Google), Epic Games (responsable de Fortnite), Roblox, Nvidia, Apple, Niantec, Adobe, Valve, Unity Technologies (responsable del motor gráfico 3D) y las grandes firmas asiáticas: las chinas Alibaba y Tencent o la surcoreana Naver, entre otras muchas.

Fuente: Brand Factory Telefónica

Todos unidos en el metaverso

Se estima que el valor de la industria del metaverso será en 2025 de 800.000 millones de dólares. Las cifras son del portal especializado Statista. Puede parecer descabellado, pero es que, se cumplan o no todas las promesas que giran alrededor del metaverso, bajo este paraguas se están desarrollando toda una serie de tecnologías que saldrán adelante. Para usarlas en el metaverso o no.

En primer lugar, la realidad virtual y la realidad aumentada viven uno de sus mejores momentos. Gracias al impulso al metaverso en forma de inversiones, la tecnología que hace posible RV y RA están evolucionando muy rápido. De manera que ya se puede usar en sectores como los videojuegos o para tareas más serias como la telemedicina o el control remoto de drones. También la realidad aumentada ha recibido el empuje necesario para satisfacer las necesidades de sectores como el turismo, la telemedicina o la publicidad.

Y si hablamos del tamaño del metaverso como una sucesión de mundos virtuales recreados por ordenador, ahí tienen mucho que decir empresas como Unity o Nvidia. Asociadas siempre al sector del videojuego, sus avances en creación de gráficos 3D poco a poco van abriéndose paso a las redes sociales virtuales y a otros ámbitos que todavía se están explorando.

Y en el apartado técnico, entre bambalinas, las empresas del sector están dando pasos de gigante en tecnologías como el cloud computing, el edge computing o la creación de contenido a partir de inteligencia artificial. Tecnologías que ya estamos aprovechando en otros ámbitos más allá de lo que pueda ser el metaverso en unos años. A las que hay mencionar otras como el blockchain, tecnología que hará más seguras las comunicaciones digitales dentro y fuera de Internet.

Autopistas conectadas

El tamaño del metaverso

Resulta prácticamente imposible dar una cifra sobre el tamaño del metaverso. Pero podemos hacernos una idea. Hemos visto algunos de los nombres de empresas más relevantes del sector y las tecnologías implicadas en llevar a cabo esta revolución digital. Y no está de más recordar que lo que gira entorno al metaverso influye en muchos sectores.

Sectores como la banca, los servicios financieros y los seguros hace tiempo que trabajan con blockchain para garantizar transacciones y comunicaciones seguras, inalterables e interceptables. Pero hay más. Retail, defensa y sector aeroespacial, educación, medios y entretenimiento (el que más conocemos), distintas industrias de fabricación de productos…

Tiene sentido que de cara al público solo nos llegue una parte de lo que representa el metaverso. Básicamente el lado lúdico. Pero las tecnologías que lo sustentan van más allá. Y ya hacen posible interaccionar con el mundo real de distintas maneras, procesar datos a gran velocidad, obtener respuestas inmediatas a problemas variados o facilitar la comunicación en distintos puntos del planeta.  

Con el metaverso ocurre lo mismo que con Internet. Se hace difícil acotar unas cifras que expliquen su tamaño o entidad. Podemos decir que hay más de 5.000 millones de internautas. Que la mayoría se conecta a Internet desde su dispositivo móvil. Que más de la mitad de la población humana está presente en redes sociales. O que la media de tiempo que pasamos en Internet es de casi 7 horas. Por ocio, por trabajo y por cualquier otro motivo. 

Estas cifras pueden ayudarnos a comprender la importancia de Internet en nuestras vidas. En el mismo sentido, más allá de especulaciones, rumores o ideas fallidas, lo que representa el metaverso, más allá de lo que vemos en los vídeos promocionales, está cambiando muchas cosas dentro y fuera de lo virtual. Y aunque algunos de esos cambios todavía no los hemos experimentado personalmente, más pronto que tarde veremos que el tamaño del metaverso es mayor del que podemos imaginar.

RELACIONADOS