Impacto y oportunidades de la tecnología educativa durante la pandemia

Escrito por , 22 de enero de 2021 a las 14:32
Impacto y oportunidades de la tecnología educativa durante la pandemia
Educación

Impacto y oportunidades de la tecnología educativa durante la pandemia

Escrito por , 22 de enero de 2021 a las 14:32
Etiquetas:

Algunos pueden decir que el 2020 es el año de la tecnología educativa. Los cierres obligatorios de colegios y universidades, empujaron a la mayor parte de instituciones a solventar la educación a través del aprendizaje remoto.

Para lograrlo, todos recurrieron a innovaciones educativas como herramientas de videoconferencia y software de gestión de aprendizaje en línea. Asimismo, otras soluciones digitales para mantener la educación a flote.

Incluso, antes de la COVID-19, ya había un alto crecimiento en innovación tecnológica y adopción de tecnología educativa. Con inversiones globales que alcanzaron los 18.660 millones de dólares en 2019 y una proyección del mercado general que alcanzará los 350.000 millones de dólares para 2025 . Veamos un poco más sobre este desarrollo tecnológico.

Tecnología educativa y su renovación en tiempos de cambio

La pandemia también ha acelerado la transformación digital en las escuelas. Lo que está configurando rápidamente cómo será la educación y cómo se impartirá en los próximos años. El 82% de las instituciones aseguró que combinar el uso de la tecnología con los métodos de enseñanza tradicionales será una constante por los próximos diez años. Esta es la tecnología educativa actual. Con el ritmo avanzado de la tecnología educativa en el mundo de las tecnologías de la información y la comunicación, se han detectado habilitadores esenciales. Estos ayudan actualmente a las instituciones a encontrar oportunidades y soluciones más amplias en educación. Estos habilitadores son:

Dispositivos móviles

Definidos como herramientas de conectividad o portátiles. Se consideran esenciales para la creación y el consumo de contenidos en torno al conocimiento.

Aprendizaje mixto

Estamos hablando de la combinación del aprendizaje a través de una combinación de interacción presencial y en línea. Habilitada por una colección de herramientas y tecnologías digitales.

Infraestructura en la nube

La clave definitiva en infraestructura virtual que permite acceder a través de una red a los servicios de tecnología de la información (TI). Esto, al mismo tiempo que su infraestructura se aleja físicamente.

Herramientas en tecnología educativa que se destacaron durante la pandemia

Las lecciones relacionadas con la tecnología más convincentes, que se pueden aprender de la pandemia, involucran las prácticas digitales informales. Algunas podrían pensarse como improvisadas o rudimentarias.

Son el uso de plataformas sociales como Tik Tok o servicios de mensajería como WhatsApp, los que han ayudado a los maestros. Igualmente, a estudiantes, padres y universitarios, a continuar con la escuela en casa. En efecto, existen varias herramientas que seguirán su camino a la cima:

Uso de las redes sociales para involucrar a los estudiantes

Las herramientas de redes sociales todavía están bloqueadas en muchos lugares. Sin embargo, los estudiantes y especialmente los profesores, sacaron ventaja de ellas. Por ejemplo, TikTok vió el desfile de maestros de todas las edades recurriendo a la plataforma para compartir fragmentos de enseñanza cortos. Hasta de un minuto de duración. Incluso, los directores lo han utilizado para mantenerse en contacto con sus escuelas, haciendo discursos de motivación de 60 segundos.

Tik Tok, Foto: Cottonbro

Lecciones a distancia

Hubo muchas frustraciones en ambos lados, pero el giro forzado hacia el aprendizaje a distancia también tuvo un efecto secundario positivo. Los padres y el personal escolar se sintieron más conectados. También se puso a prueba la capacidad de conexión de diferentes plataformas entre las cuales Google tomó liderazgo.

Fue así que escuelas y padres ingresaron a Google Meet de forma gratuita. Allí, pudieron agregar hasta 250 estudiantes con transmisión en vivo. Incluso, aquellos que se perdían la clase, podían ver los videos grabados de todo el contenido. También, se agendaron citas en el calendario para impartir clases dedicadas a aquellos que necesitaron ayuda adicional.

Uso de AR y VR

En cuanto a la realidad aumentada, las aplicaciones de tecnología educativa están llegando al aula poco a poco. Al momento, no estamos hablando de una regla general para todo el sector debido a sus altos costos. Sin embargo, recientes implementaciones le están permitiendo a los estudiantes «interactuar» más a fondo y de forma accesible con sus asignaciones.

Recursos como el audio cuento con realidad aumentada, disponible para los usuarios de Movistar, brindan a los estudiantes una aplicación donde podrán ver en 3 dimensiones todos los planetas del Sistema Solar. Igualmente, apps como Lessons in Herstory, les permite a los estudiantes escanear libros de texto donde pueden aprender en realidad aumentada sobre mujeres destacadas de historia moderna. Del mismo modo, las facultades de medicina están utilizando modelos de AR para capacitar y apoyar a cirujanos y enfermeras en procedimientos médicos tan diversos como neurocirugía o colocación de agujas.

La implementación y el crecimiento de la tecnología educativa no planea reducir su velocidad. Sin embargo, para afrontarlo mejor, las instituciones educativas, así como el personal, deben actualizarse con los últimos avances. Los profesores deben estar preparados para garantizar que el aprendizaje en línea pueda continuar.

El futuro de la educación no se basa únicamente en nuevas tecnologías y herramientas innovadoras, sino en la creación de un aprendizaje seguro y accesible, igual para todos.

Imágen de cabecera: Kelly Sikkema

anterior artículo

Movistar Crimen: las 5 películas que no querrás perderte

Movistar Crimen: las 5 películas que no querrás perderte
siguiente artículo

Tecnologías del futuro que protagonizarán el desarrollo mundial después de la pandemia

Tecnologías del futuro que protagonizarán el desarrollo mundial después de la pandemia