Web3 Foundation
  • 1 agosto, 2022
  • METAVERSO 
  • 5 min

3 proyectos para crear la Web3 con la ayuda de la Web3 Foundation

SI has navegado por internet, has entrado en Twitter o has estado viendo vídeos sobre los últimos avances tecnológicos en YouTube, o informándote sobre tecnología en diferentes medios, es muy probable que hayas oído hablar de la Web3; que promete no solo dar un salto importante en tecnología, sino también en seguridad. La Web3 es, realmente, una nueva versión de la internet que conocemos hoy en día, pero con importantes cambios para garantizar que solo el usuario es el responsable de sus datos. 

Esta versión de internet, basada en la descentralización y que acogerá otras tecnologías que tienen prácticamente el mismo objetivo; hacer que solo los usuarios sean dueños de sus datos, como las criptomonedas o los NFTs, está todavía en una fase de desarrollo muy prematura. Si bien es cierto que hay experimentos exitosos basados en Web3, estos son, al fin y al cabo, pruebas que pretenden confirmar el potencial de esta nueva internet y que permiten adentrarnos un poco más a lo que será en un futuro. 

Mientras tanto, son muchas las compañías y los desarrolladores que quieren aportar su granito de arena para crear la Web3, pues ambas partes deben desarrollar plataformas que se adhieran a los principios básicos de esta nueva versión. Por ejemplo, plataformas en las que sean los creadores quienes deciden el precio de sus productos. Aquí es donde entra en escena la Web3 Foundation, una organización encargada de facilitar herramientas e información para poder crear el internet descentralizado. La Web3 Foundation está actualmente apoyando diferentes proyectos para crear la Web3, y estos son los 3 más interesantes. 

Polkadot

Web 3 foundation

Polkadot es, como describe la Web3 Foundation, “el protocolo insignia” de la nueva y avanzada versión de internet. Este proyecto consiste en ofrecer cadena de bloques para que plataformas y servicios puedan utilizarlas y comunicarse entre sí de forma segura y privada. Estos bloques se llaman paracadenas, y ofrecen una serie de ventajas. 

  • Interoperabilidad: compatibilidad con transferencias entre cadenas de bloques de cualquier tipo de datos o activos
  • Seguridad: Polkadot mantiene la seguridad que ofrecen las cadenas de bloques. Lo hace, además, a través de un esquema de validez y disponibilidad de datos que mantiene su independencia frente a los servicios y plataformas que utilizan este protocolo.
  • Eficiencia energética: Polkadot incluye un «modelo de prueba de participación nominada (NPoS)», que hace que su consumo energético sea considerablemente menor respecto a las cadenas de bloques convencionales.
  • Gobernanza por el usuario: una de las promesas de la Web3 es la descentralización y, en general, la posibilidad de que sea el usuario quien tenga el control total de sus datos. Polkadot, por supuesto, se adhiere a estos principios. Desde la Web3 Foundation aseguran que «las actualizaciones de la red se coordinan en la cadena y se promulgan de forma autónoma y sin bifurcar la red»

Proyecto Liberty

Polkadot, el protocolo insignia de la Web3 Foundation, trabaja conjuntamente con el proyecto Liberty, que pretende hacer de la próxima versión de internet una versión cívica y privada para el usuario. Es decir, el proyecto Liberty es, al fin y al cabo, un apoyo más para llevar a cabo la principal promesa de la Web 3: que sean los usuarios quienes tienen el control total de sus datos, y no las compañías que ofrecen las plataformas.

Ahora bien, ¿en qué trabajan exactamente ambos equipos tecnológicos y cómo puede esto ayudar a crear la Web 3? Ambos servicios están colaborando conjuntamente en el desarrollo de un Protocolo de Redes Sociales Descentralizadas (DSNP, por sus siglas en inglés). Es decir, el objetivo es desarrollar un protocolo de código abierto para que desarrolladores y compañías se adhieran a este y creen plataformas con las principales claves de la Web 3. En resumen, se trata de una forma de facilitar el desarrollo a las compañías, a su vez que ofrecen todo lo necesario para que se cumpla la privacidad del usuario.

«Proyecto Liberty y el protocolo DSNP presentan un camino claro hacia la prestación de este servicio crucial. Estamos encantados de trabajar con socios que comparten nuestra visión y valores, y esperamos que otros se unan a nuestros esfuerzos para crear una base más justa para Internet”.

Gavin Wood, fundador de Polkadot.

Web3 MOOC: los cursos imprescindibles de la Web3 Foundation

Este es, sin duda, uno de los proyectos más interesantes para aquellos usuarios que quieren ayudar a crear la Web3 con plataformas o servicios que se adhieran a los principios de esta versión de internet. MOOC, en concreto, son cursos online gratuitos en los que los desarrolladores pueden aprender conceptos básicos, nuevas herramientas y diferentes procesos de forma intuitiva. 

Actualmente, son 20 los cursos disponibles y accesibles mediante el canal de YouTube de la Web3 Foundation. La mayoría de ellos tienen una duración de unos 20 o 30 minutos, pero hay otros más explicativos que alcanzan los 50 minutos. 

RELACIONADOS

¿Qué sabemos de la Web6?

El mundo de la tecnología también se ve envuelto en ocasiones en la bruma de los rumores, las filtraciones y las especulaciones. A veces es...