Yahoo, el declive del gigante de Internet

Escrito por , 23 de diciembre de 2016 a las 19:30
Yahoo, el declive del gigante de Internet
Digital

Yahoo, el declive del gigante de Internet

Escrito por , 23 de diciembre de 2016 a las 19:30

Yahoo ha reconocido el “hackeo” de 1.000 millones de cuentas de usuarios en medio de sus adversidades económicas. Esta filtración supone el mayor ciberataque de la historia, doblando en número de cuentas al robo masivo de datos del que la compañía fue víctima en 2014 y que hizo público el pasado septiembre.

Que Yahoo no se encuentra en su mejor momento no es ningún secreto. Las últimas informaciones que envuelven a la firma no son demasiado alentadoras e invitan a pensar que la compañía ha perdido definitivamente la batalla contra Google y Facebook. Sin embargo, es sorprendente que en un periodo de 15 años la entidad haya pasado de ser el gran gigante de Internet ha quedarse en fuera de juego de una manera tan manifiesta. La pregunta que surge de esta situación es más que evidente: ¿cómo ha llegado Yahoo hasta aquí?

Ascenso y caída

A finales de los 90 y principios de los 2000, Yahoo lideraba los segmentos del correo electrónico, noticias y búsquedas en Internet. Había sido fundada en 1994 por Jerry Yang y David Filo, en aquel momento estudiantes de la Universidad de Stanford, y en su origen consistía en un listado de sitios web bautizado como “Guía de Jerry y Dave a la Word Wide Web”. Ya con el nombre actual, homónimo de una tribu de la novela “Los Viajes de Gulliver” de Jonathan Swift, la empresa creció rápidamente hasta convertirse en el primer portal web de la red. Poco a poco se fue ampliando la gama de servicios, incorporándose incluso una parte social con mensajería y abriéndose a las compras y a las subastas.

En 2008 Yahoo alcanzaba su máximo histórico de ingresos, con un volumen de negocio de 7.200 millones de dólares. La mayoría de sus ganancias procedían de la venta de espacios publicitarios en sus plataformas, lo que supuso un problema cuando los usuarios empezaron a migrar a otros portales. En su incapacidad de subirse a los grandes trenes digitales, Yahoo se quedó atrás en sus principales negocios de correo,  búsqueda y mensajería, frente a diestros rivales como Gmail o Hotmail y novedosas compañías como WhatsApp. De este modo, Google y Facebook comenzaron a dominar el mercado de la publicidad online y Yahoo quedó relegada a un segundo plano.

En la actualidad, la empresa sufre los errores del pasado. Tras reportar unas pérdidas de 4.300 millones de dólares en 2015 y despedir a 1.600 empleados en todo el mundo, desde la directiva han intentado propulsar la compañía con la compra de firmas como Flurry, un servicio de análisis de móviles, y Tumblr, que desde entonces se ha devaluado en 482 millones. Finalmente, el pasado julio, Yahoo anunció su venta por 4.800 millones de dólares a Verizon, la primera empresa de telefonía móvil de Estados Unidos. Aunque la tasación de la compañía pionera de Internet asciende a 38.000 millones, la mayor parte de su valor provienede sus acciones en Alibaba, el gigante chino de comercio electrónico.

El mayor “hackeo” de la historia

Ahora, Yahoo acaba de reconocer el“hackeo” de 1.000 millones de cuentas de usuarios, sumando una nueva adversidad para la entidad. Según detalla el anuncio, este ataque ha supuesto el robo de los nombres de usuarios, correos electrónicos, fechas de nacimiento, números de teléfono y contraseñas de las cuentas afectadas. Bob Lord, máximo responsable de seguridad de la compañía, firma este comunicado que no ofrece especificaciones sobre el autor del ataque, pero que explica que ocurrió en agosto de 2013. La notificación también aclara que los datos financieros, de pago y las cuentas corrientes no se han visto afectados. Esta filtración supone el mayor “hackeo” de la historia y dobla en número de cuentas al robo masivo de datos del que la firma fue víctima en 2014, anunciado el pasado septiembre. Sin embargo, en el parte se asegura que hay indicios para creer que se tratan de ataques diferentes.

Las brechas de seguridad de Yahoo podrían suponer un impacto económico negativo para la empresa, lo que no ha sido ignorado por Verizon, que querría renegociar el precio de la transacción e incluso podría llegar a cancelar el acuerdo por completo, todavía sin consumar. De momento, su director de comunicación corporativa ha anunciado a través de Twitter que la compañía está pendiente de la investigación del incidente y que esperarán a sus resultados para evaluar la situación conforme a los intereses de su empresa, como ya declaró tras el primer episodio.

¿Qué hacer si estás afectado?

De momento, Yahoo asegura que está notificando la situación a los usuarios afectados, solicitando que cambien sus contraseñas. Asimismo se han anulado las preguntas de seguridad, también damnificadas por el robo. Sophos, la entidad líder global en seguridad para protección de redes, ha elaborado una lista de seis pasos a seguir para mejorar la protección de la información personal en el caso de que seas víctima del “hackeo”. Las recomendaciones se resumen en cambiar de inmediato la contraseña de Yahoo y de todas las cuentas donde repitas la misma consigna, creando nuevas contraseñas poco intuitivas y diferentes para cada sitio.

A día de hoy, Yahoo presenta la imagen de una superviviente de la primera época dorada de Internet. Los expertos advierten de la necesidad de la compañía de desvincularse de su antigua identidad, y de ofrecer servicios innovadores que atraigan a nuevos usuarios, para que así el gigante vuelva a levantarse.

anterior artículo

La semana en un minuto: Snapchat, New Media y robots

La semana en un minuto: Snapchat, New Media y robots
siguiente artículo

Telefónica continúa impulsando la digitalización de las empresas

Telefónica continúa impulsando la digitalización de las empresas